Ir al contenido principal

Pensamientos Pedro Opeka

Fragmentos del libro:
“MAS ALLA DE LA ESPERANZA,
La obra humanitaria del Padre Pedro Opeka "

Pobreza.


“El dinero sobra en el mundo, el asunto es que no se utiliza bien. Por esa razón cada vez hay más pobres los que habitan el planeta. Pese al desarrollo económico, la pobreza no disminuye y es el gran fracaso de la humanidad. Cuando los recursos sociales los maneja el estado, no llegan a donde deben llegar, van a parar a otro lado, generalmente a los bolsillos de los políticos. Sobre todo en los países subdesarrollados”.
“El fatalismo y la resignación van de la mano. No es una buena respuesta a los problemas, pero es una característica de los pobres pensar que las cosas no pueden cambiar. Y no es así, las cosas pueden y deben cambiar. Yo siempre le digo a la gente que llega que aquí no hay lugar para la resignación; tienen que trabajar, ponerse de pie y luchar. Entre todos saldremos adelante. Muchos son sinceros y me dicen que están resignados frente a tantos problemas: el desempleo, la falta de agua y de comida, vivienda y seguridad social”.

“…En una parte del mundo parecería que no hay futuro, porque no hay medios, y en la otra, sobran los medios pero se utilizan mal, en forma egoísta, cuando la riqueza debiera ser compartida, el hombre, necesariamente, para ser feliz, para ser el mismo, tiene que vivir en equilibrio, tiene que esquivar los extremos. Pero los extremos atraen, uno por la pobreza, y otro por la ambición desmedida y el placer de tener. Conclusión: Todo el mundo padece, el mundo pobre padece de resignación, y el supuestamente desarrollado, de vació y temor.”

“No hay una fórmula para salir de la pobreza. No hay estrategias, sólo espíritu y corazón. Para ganarse la confianza de la gente no hay recetas, solo hay miradas, gestos, calor humano. Hay que llegar al pobre sin atropellarlo, sin quererlo convertir, dándole tiempo al tiempo. Entonces se va despertando el respeto, el amor que crea raíces profundas y un día, de golpe, la gente comienza a responder”.

“Cristo nos dio el mejor ejemplo de caridad. Porque todo en El era desprendimiento, nada le pertenecía y lo que tenía era par a los demás, para todos por igual. Esa es la actitud que deberíamos tener. Decir: Lo que tengo, sea mucho o poco, es para servir a los demás y además poder disfrutar los bienes con solidaridad. Yo pienso que todos estamos invitados a vivir en la sobriedad, porque cuando vives así, tu vida se vuelve sana, Sana en cuerpo y en espíritu, porque no estas atado y sabes que lo que tienes no te va a esclavizar. Si dependemos mucho del confort y la comodidad, cuando hay que salir del propio mundo, todo comienza a complicarse, aparecen las dudas y el miedo. Es fácil decirlo, pero no vivirlo; pero tenemos que tender a eso. Porque las riquezas del mundo fueron dadas para todos. Nadie que ve un chico muriéndose de hambre puede ser indiferente. Tenemos el deber de salvar vidas humanas, escuchar el sentimiento de compasión que surge de nuestra alma. Hay que producir riquezas porque aumenta la población. Hay que generar empleos par que todo el mundo pueda vivir dignamente, pero, lamentablemente, lo que vemos en el mundo de hoy, es que millares de personas viven por debajo de la línea de la pobreza, directamente en la exclusión”.

“Eso es un desafió, es un reto para todos los que pensamos y tratamos de vivir como Cristo. Allí nosotros, los cristianos, tendríamos que estar a la vanguardia de las reivindicaciones. No con bombos o palos, sino con hechos concretos, poniendo granitos de arena en cada barrio y parroquia. Porque los poderes públicos y los gobiernos, por más que lo intenten, no podrán solucionar los problemas de la pobreza. Siempre habrá pobres en la sociedad, pero lo que puede cambiar es la manera de serlo. Por lo menos tienen que tener una vivienda, educación y alimentos. Creo que eso es posible, pero falta mucho. Nuestra generación tal vez no lo vea, hasta que un día se fabriquen casas de plástico o inflables. Pero cada generación tendrá que buscar a los pobres y esos pobres deberían ser siempre los amigos de los seguidores de Cristo. No debemos pensar que los sociólogos o economistas nos digan cuáles son los pobres o quién es considerado pobre, sino que lo debemos ver nosotros mismos en la vida diaria y allí aplicar nuestra imaginación”.

Asistencialismo 225

“No debemos asistir, porque cuando lo hacemos, estamos disminuyendo a la gente, los convertimos en dependientes, casi en esclavos de nosotros. Y Dios no vino al mundo para hacernos esclavos sino para liberarnos, ponernos de pie. Claro que cuando estamos enfermos o sin trabajo, es normal que nos asistan momentáneamente, pero eso no debe durar toda la vida. Tenemos que trabajar. Hay que combatir ese asistencialismo hasta en la propia familia, porque sino, no dejamos crecer a los hijos. De lo contrario, los hijos se acostumbrarán a recibir todo de los padres, y estos envejece. Lo mismo sucede con los pobres. Y hasta ocurre en las mismas congregaciones religiosas. En la nuestra, cada región debe logar su propia subsistencia. Estamos obligados a crear medios y alternativas. La pereza forma parte de la debilidad del hombre, es un defecto. La pereza va en contra de todo lo que es creatividad. ¿Quien va a servir a un perezoso en la sociedad? No, la sociedad y la familia tienen derecho a exigirles que trabajen. El problema en muchos países, incluyendo Argentina, es que los dirigentes políticos se encargan de hacerles creer que el estado les va a resolver todos los problemas. Así anda la política, porque están pendiendo bases falsas a la sociedad, y cuando se construye una casa sobre malos cimientos, a la larga se desmorona. No se puede construir sobre ilusiones, sobre mentiras, sobre palabras que luego no se cumplen.”

Amor 251

“El amor que se basa en el aspecto exterior de las cosas, en la conveniencia o en el deseo de reconocimiento, es efímero y se disipa rápidamente. El amor que actúa por abnegación, sobre la base de una donación gratuita, directa y hasta invisible, le da al hombre una fuerza inagotable para ayudar a sus hermanos en la necesidad”.

Caridad
230

“La caridad es una palabra que ha ido perdiendo su significado en el curso de los últimos 50 años. Es que la pusieron en boca de todos y la gastaron. La usaron para decir muchas cosas, pero no para actuar. La fueron vaciando de contenido, convirtiéndola en una palabra que representa promesas un trasladarlas a la acción cotidiana. Se convirtió en excusa, más que en un compromiso con los hermanos más necesitados, Te vamos a dar algo para que no te mueras, para que puedas sobrevivir´, fue lo que comenzaron a decir políticos y dirigentes. Cuando, en realidad la palabra caridad significa más que eso. Viene de cáritas, que significa compartir, dar algo de uno mismo a otro que no tiene, tomar al otro como un igual, amar al otro sin esperar nada a cambio. Es un desprendimiento amoroso. Un acto que se realiza con amor y respeto. Partir de lo nuestro, para que el otro tenga algo. Hoy significa casi lo contrario. La caridad que no busca la promoción social no es realmente caridad”

278

“Cuanto más miras la miseria a la cara, a los ojos, mas fuerza te da para seguir luchando por ellos”.

“Quien siembra en el dolor, cosecha en la alegría”

Dolor


El dolor y el mal forman parte de la vida. Por experiencia vemos que mucha gente sufre y nos preguntamos por qué le toco al otro y no a m+i. Viendo al otro que sufre, yo pienso que un día me puede tocar a mí t me pregunto como reaccionaría, si continuaría haciendo el bien que estoy haciendo por los demás o me encerraría en mi mismo, comenzaría a llorar y a pedir consuelo. Uno no puede responder esas preguntas, pero puede prepararse espiritualmente. Estamos en un mundo imperfecto, el mal existe, la imperfección también.”


Vocación. 193

“El ser humano descubre su misión en la vida. Esto no es fácil, no es automático, depende mucho de la formación que uno recibió. Del medio en que creció. La misión de uno es como la tierra: en una tierra árida muy pocas cosas se van a poder sembrar o hacer, pero si se la va abonando y mejorando se puede hacer muchas cosas. Por esa razón hay que ir mejorando el medio en que se vive. Los que tienen la misión más marcada, como puede ser mi caso, tienen la dificultad de asumirla. A veces renegamos de nuestra propia misión, porque no queremos abandonar ciertas cosas. Yo, para venir aquí, tuve que renunciar a muchas. Uno también tiene que luchar y trabajar para hacer crecer la vocación y la misión. Ese llamado hay que regarlo continuamente como si se tratara de una plantita. No tengo formulas para decir como se riega; para mi consiste mas que nada en mirar la vida de la gente, en ver a Dios en el otro y en que manera actúa y esta presente, Pero también, tratar de verlo en el mundo. Yo pongo mucho empeño en buscar a Dios en el mundo de hoy”.

Trabajo

“Cuando se comienza algo, hay que terminarlo”

“En la vida hay que crear algo. Se puede hacer con las manos, la mente o el corazón. Dios nos da a cada uno un talento y con él debemos construir algo. Dios nos creó a su imagen y semejanza y él es el Creador. Entonces, el hombre que no crea, que no trabaja sus talentos, le falta algo y no puede ser totalmente persona. Por ejemplo, alguien que construye su propia vivienda, ya es un creador, porque levantar una casa requiere esfuerzo e imaginación. Hay que pararse frente al terreno y decir: aquí voy a construir la cocina, allí la pieza y más acá el comedor. Y eso luego se va concretando, con el trabajo y el sudor, pero también con alegría por lo que uno esta haciendo. EL trabajo no es un dolor, es una manera de realización personal, de desarrollar los talentos. Y no debe pensarse solo para tener una renta (ingreso), sino el medio a través del cual se hace algo positivo por uno mismo y por los demás”.

Vivienda

“...Por allí debería comenzar a constituirse una familia. Mientras exista gente en el mundo, habrá necesidad de levantar viviendas. Un hogar digno es la base de la vida familiar. Porque no se puede vivir en una casa de cartón. Se necesita un lugar limpio y bonito para enriquecer la vida familiar y las relaciones entre sus miembros. Cuando uno esta viviendo encima de otro, con hacinamiento y promiscuidad, siempre habrá bronca, odio y violencia. Hay que abrir calles y traer la luz, porque cuando la gente vive apiñada en medio de las tinieblas, un pequeño grupo de malvivientes pasa a dominarlos y les impide progresar. Yo me pregunto porque en muchos países no existen políticas de vivienda o, si las hay, nunca duran. Es un deber de todos los Estados asegurar a los habitantes el derecho. Construir nuevas ciudades y viviendas, respetando el medio ambiente, es construir un mundo mejor”.

Oración


“Es un hombre de oración. Contemplación y acción. Contemplar para luego salir a actuar. Nutrirse de la Palabra para poder encarar los problemas que a diario se presentan”

“No es nada fácil todo esto, pero yo siempre les digo, a los que me quieren escuchar y están preocupados por los temas sociales: sigue rezando, confiando, respetando, escuchando a Dios y un día algo se va a esclarecer en tu corazón. El te va a clarificar lo que debes hacer para ayudar a los demás. Porque sin oración no se llega muy lejos. La oración tiene que estar siempre presente para alentar la imaginación y el amor”.

ONG´S

Pedro recurrió en los comienzos a distintas fuentes. A las tierras fiscales – federales, a los ejidatarios. Después a las comunidades religiosas de Tana, para conseguir fondos para solventar los gastos iniciales. Luego para materiales y herramientas a France – Liberte, A Manos unidas de España, y a Miserior de Alemania.
Naciones unidas. PAM food for work
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Reflexiones sobre el machismo

07.05.07
Por: Eduardo Anaya Sanromán

Joto, maricon, hijo de la chingada... son palabras ofensivas, cuyo origen es la falta de hombría y la poca autoestima de quien las dice.

“Dime de que presumes y te diré de que careces”.

En pleno siglo XXI en nuestro México y en muchos países del mundo, los hombres abusan de las mujeres, las utilizan y las golpean, como si fueran animales. Se trata de un problema cultural muy grave. El machismo no solo afecta psicológicamente a todos los miembros de la familia sino que, manifestado en la violencia doméstica también es causa muerte y suicidio.

El machismo en México tiene su origen en una confusión de identidad, heredada desde tiempos de la conquista. En ese entonces los mestizos, no querían reconocer su lado indígena, pero tampoco aceptaban cabalmente su lado español, su sangre blanca. Los niños mestizos y los criollos eran atendidos por mujeres indígenas y de ellas recibían el cariño, mientras que el soldado español, padre ausente, fue el primer mod…

Frases sueltas sobre Afectividad

Fragmentos de "Somos afectivos"
Autor: Silveira


Ante una elección de estado de vida.

“Las decisiones vocacionales mas fundadas y valederas no son el resultado de la elección fría y racional de un determinado sistema de vida, sino aquéllas que se plasman como concreción viva del amor entusiasta por la persona de Jesucristo”.

Represión.

“La educación infantil en muy buena medida ha sido represiva. Paulatinamente, el niño va aprendiendo a refrenar, él mismo, sus impulsos. Con la represión, el sentimiento se torna inconsciente – como si no existiera – generando un bienestar puramente aparente”.

“…Hasta el más profundo odio debiera ser reconocido en su existencia y el sujeto debería reconocerlo por lo menos en su más honda intimidad: “Siento odio por X, por esto o por aquello”, sin sentirse condenado por experimentar tal sentimiento, lo que evidentemente no quiere decir que se considere apropiada la acción motivada por el odio…


Los sentimientos vienen de la percepción – subjetividad
¡L…

Principio y fundamento Pedro Arrupe

Me dio muchísimo gusto saber noticias tuyas y de tu familia y poderte dedicar estas letras. Te dejo con un texto del Padre Pedro Arrupe, que fue General de la Compañía de Jesús:

“No hay nada más práctico que encontrar a Dios.
Es decir, enamorarse rotundamente y sin ver atrás.
Aquello de lo que te enamores, lo que arrebate tu imaginación, afectará todo.
Determinará lo que te haga levantar por la mañana,
lo que harás con tus atardeceres, cómo pases tus fines de semana,
lo que leas, a quien conozcas, lo que te rompa el corazón,
y lo que te llene de asombro con alegría y agradecimiento.
Enamórate, permanece enamorado,
Y esto lo decidirá todo”

Pedro Arrupe.

Te quiero mucho,
tu hermano en Jesucristo N.S. Lalo