Ir al contenido principal

Amor para vivir

... no te asustes. Sigue formando parte del plan de Dios para ti y tu vida. No tengas miedo. Nada es perfecto ni ideal, ni el matrimonio ni la vida religiosa. Lo importante es discernir qué quiere Dios para ti y confiar en su gracia. Tendrás muchos momentos duros y ganas de abandonar. Nadie te aseguró que esto iba a ser fácil. Pero vivido en la fe, en la confianza, es fuente de paz, felicidad y alegría en medio de las dificultades normales de la vida humana y religiosa.

Vas comprendiendo que seguir a Jesús es vivir en actitud de enamorado, en permanente actitud de dar y recibir amor, pero amor del bueno, no de esos sucedáneos a los que a veces llamamos amor. Amor romántico, sí, pero también amor de entrega, de generosidad, de sacrificio por el otro, de compromiso y de eternidad. Amor de alegría y pasión, y amor de acompañamiento en la adversidad y de solidaridad en la necesidad. Amor de pareja y amor de amigo, amor de familia y amor gratuito hacia el enemigo, amor de DIOS.

¿Qué sería de nuestra vida sin el amor con minúscula y sin el AMOR grande de Dios? ¡Qué fuerza nos da el sabernos amados por alguien aun en las situaciones más dolorosas!
¡Cómo marca para siempre una vida sin amor y cómo hace transformarse la existencia cuando ponemos en marcha toda nuestra capacidad de amar!

Como podemos transformar nuestro mundo si nos lo proponemos. Y es que la vida es un carnaval, es verdad, y debemos disfrutarla y gozarla, exprimirla cada día en todo lo que ella nos ofrece y en todo lo que tiene de bueno y de bello. Pero sin cerrar nuestros ojos a la dura realidad de millones de personas para las que la vida no es un carnaval, sino una permanente pesadilla. Jesús en el Evangelio, de este domingo pasado, como leíste seguramente, hace una tremenda denuncia de las desigualdades sociales, un anuncio de felicidad para los pobres, porque son amados y preferidos de Dios, pero una furibunda acusación contra los ricos que serán juzgados por su indiferencia e injusticia hacia los pobres.
¿Quién dijo que el Evangelio era un narcótico para anestesiar conciencias y para prometer a los pobres felicidades de ultratumba y a los ricos justificación de su riqueza? De eso nada. El Evangelio de Jesús es una provocación para nuestras vidas acomodadas y una denuncia de las desigualdades e injusticias de este mundo, llamadas por su nombre. Pero igualmente es una llamada a no quedarnos en la sola denuncia, sino en dar el paso a un compromiso efectivo y solidario a favor de los pobres de nuestra tierra. Tenemos tantas posibilidades de hacer el bien, tantos ámbitos en los que ayudar. Hay tantos que nos necesitan. Basta dejarse impactar, basta mirar de otra manera y en otros lugares. Basta tener ganas de hacer algo. Son suficientes pequeños pasos y sencillos gestos. Pero no dejemos de hacerlos. Sabiendo, eso sí, como nos recuerda el adjunto que te envío, que la solidaridad es cosa de dos, que todos aprendemos de todos, que los pobres tienen también muchas riquezas de las que podemos aprender, y que al acercarnos a ellos y compartir con ellos vida, no sólo limosna, somos nosotros los que salimos enriquecidos. Y esto vale para los necesitados, para los diferentes, para los que no piensan ni sienten como nosotros. Sigamos pensando en el pueblo de Haití que vivió el pasado fin de semana tres jornadas de duelo y de oración por sus víctimas, y nos da un impresionante ejemplo de dignidad, fortaleza y fe. Es verdad que el mundo, Europa y España se están volcando en ayuda de ese hermoso país caribeño, pero no olvidemos que ellos también comparten con nosotros sus riquezas humanas y espirituales que a todos nos enriquecen. Lo mismo que nos enriquece la milenaria cultura china que estos días pasados celebraron su Año Nuevo dedicado al Tigre. Es lo que tiene de bueno la globalización, entre otras cosas, que nos acerca a otras civilizaciones, pueblos, gentes, creencias y pone a prueba en nosotros nuestra capacidad de acogida, tolerancia y respeto.

Deseo que tu comienzo de Cuaresma haya estado marcado por el deseo de conversión hacia el Amor de Dios. Un tiempo que tú estás experimentando ya como de cruz y de luz. Yo estoy bien en Madrid, metido de lleno en el trabajo pastoral y educativo, que tampoco es fácil. Y también me resulta difícil la vida comunitaria, siempre con el riesgo del individualismo y de vivir una vida demasiado acomodada. Gracias a Dios no he perdido mi vida de oración y mi absoluta certeza de que Dios me ama, me cuida y me guía, y me sigue llamando a su seguimiento, a pesar de mi debilidad y mi pecado.



Te mando un hermoso cuento que te gustará porque nos recuerda que todos aprendemos de todos y que los pobres nos evangelizan.

Hoy quiero regalarte un poema de Borges que seguramente conoces, pero que a mí me gusta mucho. Espero que al leerlo, o releerlo, sientas mi cercanía y renueves en tu corazón la firme decisión de seguir entregando tu amor: a Dios, a tus amigos, a tu familia, a tus hermanos de comunidad, a los pobres que te rodean, a quienes tienes cerca, a todos los que necesiten de ti y de tu cariño, apoyo y ánimo.

Diego Millán.



PARA TI AMIGO/A:

POEMA DE BORGES A LOS AMIGOS

No puedo darte soluciones para todos los problemas de la vida, ni tengo respuestas para tus dudas o temores, pero puedo escucharte y buscarlas junto contigo.

No puedo cambiar tu pasado ni tu futuro, pero cuando me necesites estaré junto a ti.

No puedo evitar que tropieces, solamente puedo ofrecerte mi mano para que te sujetes y no caigas.

Tus alegrías, tus triunfos y tus éxitos no son míos, pero disfruto sinceramente cuando te veo feliz.

No juzgo las decisiones que tomas en la vida. Me limito a apoyarte, a estimularte y a ayudarte, si me lo pides.

No puedo trazarte límites dentro de los cuales debes actuar, pero sí te ofrezco el espacio necesario para crecer.

No puedo evitar tus sufrimientos cuando alguna pena te parta el corazón, pero puedo llorar contigo y recoger los pedazos para armarlo de nuevo.

No puedo decirte quién eres, ni quién deberías ser. Solamente puedo quererte como eres y ser tu amigo.
1 comentario

Entradas populares de este blog

Reflexiones sobre el machismo

07.05.07
Por: Eduardo Anaya Sanromán

Joto, maricon, hijo de la chingada... son palabras ofensivas, cuyo origen es la falta de hombría y la poca autoestima de quien las dice.

“Dime de que presumes y te diré de que careces”.

En pleno siglo XXI en nuestro México y en muchos países del mundo, los hombres abusan de las mujeres, las utilizan y las golpean, como si fueran animales. Se trata de un problema cultural muy grave. El machismo no solo afecta psicológicamente a todos los miembros de la familia sino que, manifestado en la violencia doméstica también es causa muerte y suicidio.

El machismo en México tiene su origen en una confusión de identidad, heredada desde tiempos de la conquista. En ese entonces los mestizos, no querían reconocer su lado indígena, pero tampoco aceptaban cabalmente su lado español, su sangre blanca. Los niños mestizos y los criollos eran atendidos por mujeres indígenas y de ellas recibían el cariño, mientras que el soldado español, padre ausente, fue el primer mod…

Frases sueltas sobre Afectividad

Fragmentos de "Somos afectivos"
Autor: Silveira


Ante una elección de estado de vida.

“Las decisiones vocacionales mas fundadas y valederas no son el resultado de la elección fría y racional de un determinado sistema de vida, sino aquéllas que se plasman como concreción viva del amor entusiasta por la persona de Jesucristo”.

Represión.

“La educación infantil en muy buena medida ha sido represiva. Paulatinamente, el niño va aprendiendo a refrenar, él mismo, sus impulsos. Con la represión, el sentimiento se torna inconsciente – como si no existiera – generando un bienestar puramente aparente”.

“…Hasta el más profundo odio debiera ser reconocido en su existencia y el sujeto debería reconocerlo por lo menos en su más honda intimidad: “Siento odio por X, por esto o por aquello”, sin sentirse condenado por experimentar tal sentimiento, lo que evidentemente no quiere decir que se considere apropiada la acción motivada por el odio…


Los sentimientos vienen de la percepción – subjetividad
¡L…

Datos Casa de Ejercicios Espirituales de Puente Grande, Jal.

CASA DE EJERCICIOS ESPIRITUALES IGNACIANOS DE PUENTE GRANDE, JALISCO


INFORMES Y RESERVACIONES

Sr. Eduardo Cervantes Medina

Instituto de Literatura
45420 Puente Grande, Jalisco
Tel. 01 (33) 37 35 - 03 - 13 y 01 (33) 37 35 - 05 -13
Fax 01 (33) 37 35 06 59

Correo Electrónico: mailto:casadeejerciciospuentegrande@gmail.com

Encuentra el calendario anual de Ejercicios Espirituales por ciudad y estado en


www.sjmex.org

AMDG